Copy
Ver este email en tu navegador

Hola <<Nombre>>,

En este correo de formación financiera nos vamos a centrar en los fondos de inversión españoles. Una de las principales características del mercado español de fondos es que está mayoritariamente intermediado por los bancos. Es decir, la mayoría de los inversores españoles compran los fondos de inversión de su banco.

Esto hace pensar que quizá la diferencia de rentabilidad entre los fondos activos y los indexados pudiera ser mayor en el caso español. Así que comprobar si esta intuición se daba en la realidad, en el equipo de gestión de Indexa nos decidimos a analizar con detalle la rentabilidad de los fondos de inversión españoles entre los años 2005 a 2015, actualizando los resultados de [Fernández y del Campo, 2010]. El estudio completo del que se extraen las conclusiones que presentamos, está disponible en el enlace “Rendimiento de los fondos de gestión indexada y activa en España”.

En este nuevo estudio, además de comparar rentabilidades, también analizamos las rentabilidades corregidas por riesgo utilizando varias medidas (alfa1 y ratio de Sharpe2). Además, no comparamos únicamente la rentabilidad de los fondos contra sus índices de referencia, que no son invertibles, sino que también lo comparamos con los fondos indexados que se comercializan en España que sí son invertibles y, por tanto, son opciones reales de inversión.

Si hubieras invertido 100€ en 2005 en la media de los fondos españoles de la categoría Renta Variable Mixta Internacional, en 2015 habrías obtenido 115€. Es decir, en 10 años habrías ganado apenas 15€, un 15% acumulado, equivalente a un raquítico 1,4% anual. Tu inversión ni siquiera habría cubierto la inflación, que ha sido de 18% en este periodo, por lo que realmente habrías perdido dinero.

Si hubieras invertido los mismos 100€ en la media de los fondos indexados de la categoría de Renta Variable Mixta Internacional, fondos extranjeros pero comercializados en España, en 2015 habrías tenido 171€. Es decir, en 10 años habrías ganado 71€, equivalentes a un 71% acumulado o un 5,5% de rendimiento anual.

Comparamos este 5,5% de rentabilidad neta de la gestión indexada con el 1,4% de rentabilidad neta de la gestión activa: 4,1% de diferencia anual, 56% de diferencia acumulada a 10 años. En 10 años, para 100€ invertidos, son 71€ de rentabilidad de la gestión indexada frente a 15€ de rentabilidad de la gestión activa: ¡5 veces más!

Si comparamos otras categorías de fondos obtenemos resultados similares (ver tabla e ilustración a continuación):

Rentabilidad anual 2006-2015

Gestión activa

Gestión indexada

Global

2,1%

5,6%

RF Mixta Internacional

1,1%

5,1%

RF Mixta

1,3%

4,4%

RV Mixta Internacional

1,4%

15,2%

RF Largo Plazo

2,7%

4,5%

RF Garantizado

2,7%

4,5%

RV Garantizada

2,0%

4,4%

RF = Renta Fija (bonos)
RV = Renta Variable (acciones)

La diferencia de rentabilidad entre los fondos de gestión activa y fondos indexados proviene básicamente de los altos costes de la gestión activa, de los conflictos de interés que tienen las gestoras de grupos bancarios y de las malas decisiones de los gestores. Los grandes costes de la gestión activa suponen un factor que limita su capacidad de generar rentabilidades superiores o incluso similares a las del mercado. Este efecto es especialmente grave en las actuales condiciones de mercado, donde las rentabilidades esperadas son tan bajas.

Aunque los inversores no deberían esperar que los índices superen al 100% de los fondos en un periodo de tiempo, debido al juego de suma cero, los mayores costes y la eficiencia de los mercados financieros, es poco probable que un inversor sea capaz de seleccionar un fondo de gestión activa que ofrezca una rentabilidad superior al mercado de forma consistente.

Los resultados obtenidos aportan clara evidencia sobre el hecho de que el rendimiento de los fondos de gestión activa en España ha sido sensiblemente inferior a la de sus índices de referencia y a la de los fondos de gestión indexada en el periodo 2006 – 2015. En ninguna de las principales categorías de los fondos hemos observado rentabilidades superiores a la de sus índices de mercado, llegando hasta un -4,2% de diferencia en rentabilidad anual en el caso de la categoría de “Renta Variable Mixta Internacional”. Asimismo, analizando la rentabilidad corregida por riesgo de los fondos de gestión activa, volvemos a encontrar evidencia de alfas significativamente negativos, lo que vuelve a ilustrar el pobre rendimiento de los fondos de gestión activa a largo plazo en España.

De manera agregada, la pérdida de dinero que supone la gestión activa en los fondos españoles es tremenda. Las carteras de gestión activa en España tenían un volumen total de unos 220 mil millones de euros a finales del 2015. Entre 2006 y ese año, los fondos de gestión activa obtuvieron una rentabilidad anual media del 1,88% frente al 4,51% registrado por los índices y el 4,84% de los fondos indexados. En 10 años, los fondos de gestión activa han obtenido un beneficio teórico de 45 mil millones, menos de la mitad si se compara con los 133 mil millones que, en el mismo periodo, se hubieran obtenido invirtiendo en la gestión indexada.

1 Alfa es una medida del exceso de rentabilidad anual que tiene un fondo con respecto a la rentabilidad del mercado en el que opera y el riesgo que asume. Por ejemplo si un fondo tiene un alfa anual del 1%, significa que a igualdad de riesgo, obtiene un 1% de rentabilidad adicional al índice mercado.

2 El ratio de Sharpe es otra medida de rentabilidad corregida por riesgo.

Estamos a tu disposición para comentar cualquier duda o sugerencia que puedas tener por email (en respuesta a este mensaje), por chat en nuestra página o por teléfono (de lunes a viernes, de 9 a 14h y de 15 a 18h, al 91 220 72 53).

Saludos,

Equipo Indexa
 

Twitter
LinkedIn
Facebook
Website
Recibes este mensaje porque eres cliente, o empezaste el proceso de alta de cliente, de Indexa Capital.
¿Quieres modificar tu suscripción?
Puedes actualizar tus preferencias o darte de baja de la lista

Indexa Capital A.V, S.A.
C/ Serrano 213, 1º, A4
Madrid, 28016
España

Agencia de Valores autorizada y supervisada por la CNMV, nº257