Copy
View this email in your browser

El derecho a la ciudad es una idea que ha despertado un renovado interés en multitud de movimientos sociales a lo largo de los últimos años. Este slogan nos anima a reclamar la ciudad como un espacio co-creado, comunitario, un espacio de todos, un espacio para la vida. 

Los espacios públicos de nuestras ciudades son uno de los escenarios más amenazados por los cercamientos comerciales. La férrea alianza de corporaciones, políticos, promotores inmobiliarios, arquitectos y planificadores urbanos está apropiándose de nuestras plazas, parques, playas, paseos, recintos deportivos e incluso la mismísima imagen e identidad de nuestras ciudades. Aunque pueda parecer que la venta de derechos sobre el nombre o la imposición digital de logos en estadios son hechos triviales, en realidad revelan una tendencia preocupante: la de borrar nuestra identidad social. Los espacios públicos comunes son los que con el paso del tiempo dotan de “alma” a nuestras ciudades, aunque según la lógica de mercado, no son más que otra mercancía que puede comprarse o venderse.

Es importante que comprendamos que los espacios públicos físicos desempeñan un papel crucial a la hora de ejercer la democracia. Se mire por donde se mire, el cercamiento y mercantilización de los espacios comunes es un acto esencialmente antidemocrático. Sin estos espacios, nos vemos despojados de lugares de reunión y creatividad ciudadana y obligados a interpretar el rol que nos dictan los mercados y el Estado: el de consumidores materialistas y ciudadanos dóciles. Más concretamente, las plazas han servido de escenario para numerosas protestas y levantamientos populares en pos de nuestros derechos. La desaparición de estos espacios de congregación nos aísla y nos aliena.
Una fotografía de las antiguas calles de Tarlabaşı , tomada por Ali Öz

Uno de los ejemplos que irremediablemente se me vienen a la cabeza es el caso del parque Gezi en Estambul. He pasado muchos años yendo y viniendo de esa compleja y hermosa megalópolis, llena de vida y de espacios públicos que bullen con artistas callejeros, música, gatos, fuentes y caminantes. Muchos de los espacios más emblemáticos de la antigua Constantinopla se encuentran en peligro de privatización. Las políticas urbanísticas del AKP (el partido político en el poder, liderado por Erdogan) arrasan, a pasos agigantados, con edificios y espacios que forman parte de la memoria colectiva de sus habitantes y que ningún parking ni centro comercial puede reemplazar. Estambul se ha ido convirtiendo poco a poco en una de las principales capitales de la especulación inmobiliaria. Algunos de los barrios más antiguos e históricos del corazón de la ciudad (habitados por población marginal), tales como Sulukule o Tarlabaşı han sido desalojados para construir fríos bloques de apartamentos y oficinas, restaurantes, hoteles y rascacielos. En 2013, los ciudadanos de Estambul se levantaron contra este abuso cuando el gobierno anunció su intención de demoler el parque Gezi para construir un cuartel militar y un gigantesco centro comercial. Muchas otras ciudades siguieron el ejemplo, sublevándose ante los planes urbanísticos que estaban destrozando el alma de las ciudades.

Mayo de 1968, protesta contra la detención de Jane Jacobs, acusada de incitar revueltas ciudadanas ante los planes de la Autopista del Bajo Manhattan.
Otro ejemplo muy inspirador es el de Jane Jacobs, que encabezó una revolución contra el “zar de la planificación urbana” Robert Moses para salvar un barrio neoyorquino del desalojamiento y la demolición. El proyecto de la Autopista del Bajo Manhattan prometía progreso y el barrio de Greenwich se interponía en sus planes. Cual David contra Goliat, Jacobs ganó la batalla por la ciudad, y reflexionó sobre la esterilidad de la planificación urbana, que sólo se preocupaba de procurar espacios para la actividad comercial y que consideraba a los barrios bajos como tumores urbanos que deben ser “extirpados”. Los espacios comunes han de ser inclusivos: no son sólo para los ricos. La gente es la sangre que late por las venas de la urbe.

El escalofriante poder del capitalismo ha alterado para siempre nuestras dinámicas sociales y ha dado lugar a desigualdades espaciales en ciudades de todo el mundo. El derecho a la ciudad insiste en la necesidad de “rescatar a las personas ciudadanas como protagonistas de la ciudad que ellas mismas han construido y transformar los espacios urbanos en puntos de encuentro para construir vivencias colectivas”.

¡Recuperemos nuestras ciudades!

Sara
Guerrilla Media Collective

Libres, dignos, vivos: el poder subversivo de los comunes
 

¡La página web de Libres, dignos, vivos ya está en marcha! La introducción, primer capítulo, apéndices y notas del libro ya están disponibles y pueden leerse online de forma completamente gratuita. La idea es ir serializando el libro entero en la página web, capítulo a capítulo, a lo largo de lo que queda de año. A partir de este momento, comentaremos las ideas principales de los capítulos conforme los vayamos (re)leyendo. Os invitamos a uniros a este improvisado club de lectura, a comentar los recursos y herramientas que encontraremos en sus páginas y a compartir vuestras impresiones! Esperemos que os inspire tanto como inspiró a nuestro equipo.
 
En colaboración con las compañeras de Icaria editorial, el libro se publicará en septiembre del 2020. Podéis empezar a leer el libro aquí.
 
¡Sin traducción no hay revolución!
La creación de procomún como el latido del arte y la cultura , por David Bollier

"El arte cataliza la imaginación, la creatividad y la cooperación en cualquier cultura, conformando el carácter de las realidades sociales, económicas y políticas. Conscientes de la naturaleza destructiva del capitalismo, buscamos crear un arte que cuestione el marco capitalista dominante y encuentre formas alternativas en el procomún."

Lee el artículo completo aquí.
Una organización solidaria, por Richard D. Bartlett

"¿Cuáles creéis que son los elementos fundamentales de los entornos laborales más colaborativos, solidarios y no competitivos? Entornos en los que no se menoscabe la contribución de los demás, sino que se fomente la admiración y el reconocimiento entre compañeros, entornos donde prestarse gustosamente a dedicar tiempo al bien colectivo en lugar de buscar el propio provecho, espacios donde la “cultura de la organización” y la prestación de cuidados -tan a menudo invisible y condicionada por el género- se consideren asuntos prioritarios y de gran importancia."

Lee el artículo completo aquí.

Próximos eventos

Action Days: Rise Up 4 the Revolution (Convocatoria Mundial)
[18 y 19 de Julio]
En el noreste de Siria, mujeres, jóvenes y minorías étnicas y religiosas deciden juntas en estructuras confederadas autónomas, resistiendo y luchando contra el fascismo del estado turco. Con motivo del aniversario de la Revolución de Rojava hace 8 años en Kobanê, se convocan dos días de acción global para manifestarse y levantarse contra el femicidio, el fascismo, el colonialismo, la explotación, la destrucción del planeta y todas las formas de opresión. Contribuye con tus acciones y creatividad en redes sociales y plataformas digitales. Descubre más en WomenDefend y en RiseUp4Rojava.

El Parasistema, ciclo de talleres de expresión creativa
[Del 13 al 18 de Julio]

Partiendo de la pregunta ¿qué hago yo con esta indignación?, Labo Ciudadano y Provea emprenden una búsqueda en pos de herramientas prácticas para hacer catarsis y canalizar nuestro malestar a través de dinámicas individuales y colectivas de expresión creativa. Durante una semana, las personas interesadas podrán participar en uno o varios talleres prácticos de poesía, video, memes, pasquín, performance, lírica, rima y stencil. La sesión inicial, titulada Catarsis, creatividad y otros aliados en tiempos de crisis, será guiada por Blanca Haddad, arteterapeuta y poeta. Haddad conversará sobre diferentes experiencias creativas que han buscado entender y canalizar los dolores y el malestar causados por la violencia estructural y la opresión. Más info y formulario de inscripción aquí.

El Pluriverso de los comunes y más allá...

Hackear la Pandemia

Hackeo Cultural ha impulsado un movimiento que aúna multitud de focos de resistencia colectiva que han aflorado durante la crisis de la covid-19. Se trata de una serie de encuentros virtuales para debatir y cuestionar el discurso hegemónico y encontrar antídotos narrativos que respondan a las necesidades de nuestras comunidades. Los contenidos de los encuentros virtuales son fascinantes, desde estrategias de resistencia hasta rituales de sanación, pasando por interpretación de sueños y diálogos decoloniales. ¡Porque el futuro es un territorio a defender! Súmate a la iniciativa, únete a los talleres y encuentros virtuales o visita las conversaciones anteriores aquí.

 

                   

Frena la Curva

Frena la Curva (FLC) es una plataforma ciudadana donde voluntarios, emprendedores, activistas, organizaciones sociales, makers y laboratorios de innovación pública y abierta, cooperan para canalizar y organizar la energía social y la resiliencia cívica frente a la pandemia del Covid-19 (coronavirus) dando una respuesta desde la sociedad civil complementaria a la del gobierno y los servicios públicos esenciales. Esta red solidaria de innovación y resiliencia cívica está activa en más de 15 países. ¡Disfruta de su repositorio de saberes o sus festivales de innovación en Youtube!
¿Te has perdido las anteriores entregas de La Comunal? Puedes leer nuestros todos nuestros números anteriores aquí.

¿Qué estamos leyendo?

En esta sección compartiremos nuestros artículos, ensayos y libros favoritos sobre el mundo del procomún y otros movimientos afines. ¿Quieres compartir tus lecturas favoritas? ¡Escríbenos y envía tus sugerencias!
 
Ciudades en Movimiento: avances y contradicciones de las políticas municipalistas ante las transiciones ecosociales

En este contexto de crisis nos preguntamos si las políticas públicas locales optarán por acelerar, acompañar, consolidar o bloquear las imprescindibles dinámicas de cambio. Los municipios ahora son cruciales en la innovación y experimentación de la transición hacia sociedades más inclusivas, equitativas y ambientalmente sostenibles. Este libro analiza más de 200 políticas municipalistas de 7 ciudades españolas (Madrid, Barcelona, Valencia, Sevilla, Coruña, Málaga y Vitoria). Puedes leerlo online o descargarlo aquí.

Derribar los monumentos coloniales
Una conversación con Aleema Gray y Sethembile Msezane para Contranarrativas, por Cindy Sissokho.
 

"La caída de la estatua de Edward Colston no es un ataque a la historia. Es historia", dice David Olusoga, historiador y locutor. Durante demasiado tiempo las luchas y protestas han caído en una amnesia colectiva y los procesos en los que se omite la historia permanecen selectivamente, sin ser abordados por los modelos nacionales y sus instituciones, ya sean sociales, políticas, educativas, culturales o ecológicas.

Lee el artículo completo aquí.
 
¿Te gusta nuestra newsletter? Reenvía este correo a quien pueda gustarle o envíanos tus comentarios, sugerencias o impresiones a hello@guerrillamedia.coop


La Comunal es una newsletter quincenal sobre procomún, ecofeminismo, decolonialismo, cultura libre, P2P y otros movimientos afines elaborada por el equipo de Guerrilla Media Collective. Síguenos en Facebook, Twitter, Instagram o Mastodon para descubrir más contenido.


Twitter
Facebook
Instagram
Website
A menos que se especifique lo contrario, todo el contenido original de esta newsletter posee una Licencia de Producción de Pares.
 






This email was sent to <<Correo electrónico>>
why did I get this?    unsubscribe from this list    update subscription preferences
Guerrilla Media Collective, S.Coop.And Interés Social · C/Nobel, Edificio Boudere III, Planta 3, Puerta 2. Pol. Pisa, Mairena del Aljarafe · Sevilla, 41927 · Spain